Científicos despejan vieja incógnita sobre las auroras boreales

Tema en 'Foro Libre' iniciado por Caoz_, 1 Ago 2008.

  1. Cao

    Caoz_
    Expand Collapse
    Teniente Coronel

    Mensajes:
    1.625
    Me Gusta recibidos:
    1
    [​IMG]

    Científicos estadounidenses aseguran haber descifrado el mecanismo que genera las tormentas cósmicas que desquician las operaciones de los satélites, las redes de suministro eléctrico y los sistemas de comunicaciones, según un informe que divulga hoy la revista Science.

    Las tormentas, que liberan una inmensa carga de energía, son las que causan las auroras boreales, una danza de luces sobre los polos del planeta.

    También, esos fenómenos, a los cuales se les llama "subtormentas", han sido en las últimas décadas una permanente preocupación para la seguridad de los astronautas.

    Según Vassilis Angelopoulos, profesor de ciencias de la Tierra y del Espacio de la Universidad de California, existen dos teorías que tratan de explicar el origen de las tormentas.

    Una de ellas dice que el mecanismo desencadenante surge relativamente cerca de la Tierra.

    Se trata de la acumulación de grandes corrientes de iones cargados y electrones o "plasma" que son liberadas debido a una explosiva inestabilidad.

    La segunda señala que el mecanismo está más lejos y el proceso es diferente.

    Cuando dos líneas de campo magnético se aproximan debido a la carga energética del Sol, se llega a un límite crítico en el que las líneas se reconectan y convierte la energía magnética en cinética y calor.

    Esa energía es liberada y produce una aceleración de los electrones del plasma, de acuerdo con la explicación de los científicos.

    Según Angelopoulos, investigador del Proyecto THEMIS financiado por la NASA, su investigación ha determinado que la segunda teoría es la correcta.

    "Nuestros datos demuestran claramente y por primera vez que la reconexión magnética" es el factor desencadenante de las tormentas cósmicas.

    THEMIS corresponde a las siglas en inglés de "Historia Cronológica de Acontecimientos e Interacciones en Macroescala de Subtormentas".

    El científico señala que su investigación ha obedecido a la necesidad de pronosticar cuándo ocurren esas tormentas "para que los astronautas entren a sus naves y podamos desconectar los sistemas de los satélites para que no resulten dañados".
     

Compartir esta página