El jugo de granada sería mejor que una pastilla de viagra

Tema en 'Curiosidades' iniciado por Poto, 15 May 2012.

  1. Pot

    Poto
    Expand Collapse
    Coronel
    Usuario destacado

    Mensajes:
    3.356
    Me Gusta recibidos:
    435
    El jugo de granada sería mejor que una pastilla de viagra


    Martes 15 de Mayo del 2012


    Según un estudio de la Universidad de Queen Margaret de Edimburgo, tomar un vaso de esta fruta aumentaría la testosterona, la hormona que produce el deseo sexual.


    [​IMG]

    Las granadas son un afrodisíaco natural, e incluso las comparan con el efecto viagra. Así lo han comprobado 58 personas de ambos sexos, entre 21 y 64 años, que bebieron un vaso de jugo de esta fruta durante dos semanas.

    Al final de la quincena sintieron un aumento de testosterona, la hormona que produce deseo sexual. Lo ha confirmado un estudio realizado por los investigadores de la Universidad Queen Margaret en Edimburgo.

    Tanto hombres como mujeres no sólo experimentaron un incremento de apetito sexual, sino también hubo cambios en otros aspectos. En los varones aumentó el vello facial, e incluso su voz cambió, mucho más grave; y en las mujeres, que se produce el deseo en las glándulas suprarenales y en los ovarios, también vieron un fortalecimiento en los huesos y músculos.

    El aumento de la testosterona produce otros efectos que benefician a la salud, como el aumento del nivel de ánimo, de la memoria, y, también, reduce la hormona del estrés (cortisol). Además, en esta investigación han descubierto que el jugo de granada tiene muchos antioxiodantes, lo que significa que éstos ayudan a prevenir enfermedades del corazón porque favorece a la circulación sanguínea. Mientras que el nivel de la hormona sexual aumentaba hasta un 30%, la presión arterial caía en picado.

    Por otro lado, los investigadores de la Universidad de Edimburgo también han confirmado que tomar jugo de granada ayuda a combatir el cáncer, aliviar los síntomas de la osteoartritis y los trastornos estomacales y la conjuntivitis.
     

Compartir esta página